Para bendecir tu vida !!!

jueves, 22 de febrero de 2018

¿Es la oración una pérdida de tiempo?

Tenemos confianza en Dios, porque sabemos que si le pedimos algo conforme a su voluntad, Él nos oye. Y así como sabemos que Dios oye nuestras oraciones, también sabemos que ya tenemos lo que le hemos pedido.1 Juan 5:14-15


      Reflexión

Una vez, cuando Stephansson, el gran explorador polar, se hallaba en el frígido territorio del Labrador, cayó enfermo de pulmonía doble. Entonces lo llevaron al doctor Grenfell, quien tenía un hospital-misión a unas cincuenta millas de distancia,  él era el médico más cercano. Cuando estuvo restablecido y estaba a punto de despedirse del pequeño hospital de la misión, el explorador dijo:

- Doctor, el dinero no puede pagar lo que usted ha hecho por mí. Usted ha salvado mi vida. Pero quisiera hacer una pequeña crítica: Usted realizaría mucho más si no pasara tanto tiempo en la obra religiosa y en la oración.

-Mr Stephansson, replicó el Dr Grenfell, si no hubiera sido por la oración yo no estaría aquí ahora, este hospital no estaría aquí y usted estaría enterrado bajo una buena capa de nieve.

Mis queridos hermanos y amigos, cuan mal interpretada está la Escritura en términos de la oración. Dios no es un esclavo de su iglesia como para conceder todo lo que ella pide. Es precisamente al contrario, la iglesia debe hacer lo que Dios quiere. La Biblia nos enseña que “si le pedimos algo conforme a su voluntad, Él nos oye”. La clave está en pedir “conforme a Su voluntad” y no conforme a la nuestra. El día que comprendamos que la voluntad de Dios es buena, agradable y perfecta desearemos que se haga la voluntad del Señor y no la nuestra. Así viviremos bajo su protección y podremos decir, tal y como lo enseñó Jesús: “Hágase tu voluntad y no la mía”.  

Que Dios te bendiga

0 comentarios:

Publicar un comentario